La edición 2019 marcó un antes y un después en la Fiesta Nacional del Sol

24 de febrero 2019

El cierre de la Fiesta Nacional del Sol tuvo la espectacularidad de los grandes acontecimientos populares, con toda una provincia movilizada detrás de su principal celebración.

 

Otra multitud de espectadores vibraron con el espectáculo final que incluyó la elección de las nuevas reina y virreina nacional del Sol, una puesta en escena de una aventura infantil, con más de 400 artistas en escena, la música de Jorge Rojas y un despliegue tecnológico que se distingue en el país.

Este año y para celebrar al sol, el tema de la fiesta fue «El Calor de lo Nuestro”, el calor de las costumbres, canciones, sabores y afectos que nos identifican.

El espectáculo final en el sector de las autoridades contó con la asistencia del gobernador de la Provincia, Sergio Uñac; el vicegobernador Marcelo Lima, acompañados de sus respectivas esposas, Silvana Rodríguez y Laura Pizarro; la ministra de Turismo y Cultura, Claudia Grynzspan, ministros y funcionarios de diversos organismo oficiales, legisladores nacionales y provinciales, intendentes y como invitados especiales los gobernadores de Salta, Juan Manuel Urtubey; de Tucumán, Juan Manzur; de Catamarca, Lucía Corpacci; de Tucumán, Juan Manzur; de Santiago del Estero, Gerardo Zamora y de Santa Fe, Miguel Lifschitz.

El gobernador Uñac destacó una vez más el arduo trabajo de miles de sanjuaninos que permitieron brindar un espectáculo de primer nivel internacional, además del positivo impacto económico que tiene para la provincia la realización de la Fiesta del Sol.

«La Fiesta Nacional del Sol es una gran expresión cultural de los sanjuaninos y además hemos dejado un predio inaugurado a disposición de las actividades artísticas y culturales, una industria creciente en la provincia, pero también que sea un centro de promoción de actividades productivas, que sirva para grandes ferias y exposiciones, que sirva en definitiva para generar trabajo para todos los sanjuaninos», aseguró el mandatario.

Uñac además elogió la calidad y el concepto del Espectáculo Final: «Esta noche y este cierre que nos han retrotraido a todos los sanjuaninos a aquella infancia donde no nos dejaban salir porque había que dormir la siesta, etc. Los pueblos no pueden perder su identidad y lo que hemos hecho acá ha sido recuperarla y reforzarla».

Para cerrar, el gobernador destacó el papel de todos los ministerios en la realización de la fiesta: «Felicitaciones a la ministra de Turismo y Cultura y a todos los ministerios, porque esto ha sido obra de un trabajo conjunto, y qué hablar del Ministerio de Gobierno y de la Policía de San Juan. Un agradecimiento a los sanjuaninos por haber legitimado esta decisión con una gran feria y con un gran Espectáculo Final».

También dijeron presente en la gran fiesta de San Juan, el ex ministro de Economía de la Nación, Roberto Lavagna, acompañado por su señora esposa; el diputado nacional Daniel Scioli; el embajador de Chile en la Argentina;  Sergio Urrejola Monckeberg y autoridades de la IV Región de Chile y el cónsul de Uruguay, Homero Pineda.

Además hubo una fuerte presencia de artistas nacionales, siendo Natalia Oreiro la invitada especial de esta edición. Además, hubo enviados especiales de medios que transmitieron la Fiesta Nacional del Sol en vivo a todo el país.

Una vez elegida y coronada la nueva soberana de la fiesta, en el escenario San Juan y ante un multitud de público que días antes agotó las entradas se llevó a cabo el espectáculo central “Una aventura fantástica en la siesta sanjuanina”.

 

Guille y Roberto contra la Pericana

La historia presentada narra la historia de un grupo de niños sanjuaninos en una calurosa siesta del verano de 1972, en la  que se embarcan en la mayor aventura de sus vidas.

Se trata de una narración interactiva de alta precisión, entre pantallas de fondo del escenario y con efectos especiales que incluyeron olor a chicle, pelotas gigantes y papelitos que volaron entre los presentes.

Guille y Roberto son dos amigos que, desobedeciendo la obligación de hacer la siesta, se proponen desafiar nada menos que a  la Pericana, ese oscuro personaje  surgido del imaginario popular para asustar precisamente a los niños que no dormían la siesta.

El propósito de los chicos no era menor, el desafío era fotografiar a la Pericana, la extraña mujer que tanto tiempo los había atormentado a partir del relato de sus mayores,  pero que nadie había logrado ver.

A los varones se suma Alejandra, la hermana mayor de Guille que por nada se quiere perder la ocasión de verle el rostro a la Pericana.

Así, en bicicletas y en monopatines, los pequeños aventureros salen en búsqueda de la malvada.

Entre golpes de escena, reforzados por efectos sonoros y lumínicos y cambios de ambientaciones transcurre la aventura de los amigos que va sumando personajes al relato como la adorable abuela,  Juan Carretilla, extraño y sabio vagabundo; las Mellis, velocidad y destreza física al cuadrado. El Cabezón, dueño de una mente científica brillante. Alfonsina, la poetisa apasionada y el Pocho y el Indio, valientes y aguerridos como ninguno.

En un pasaje de la historia, Domingo Faustino Sarmiento cobra vida desde un monumento para ayudar a los intrépidos amiguitos y puede verse al Payo Matesevach y los hermanos Chancay pedaleando en  una clásica Calingasta de ciclismo.

El Viejo de la Bolsa, “El Aparcero Mayor” Jorge Dario Bence, un director de cine, la directora de un jardín de infantes, la Sra. Ester Gómez de Pachulo; la Cabeza del Indio, corporizada en el cacique Pelaytay, Graciela Pineda, la primera reina de la Fiesta del Sol, también son parte de las andanzas infantiles que mudan de un lugar a otro en San Juan. Las cuevas de Zonda, Ischigualasto, Villicum, extensos parrales, la cordillera de Los Andes, el río San Juan.

Finalmente la Pericana, que no es otra cosa que una representación de nuestros miedos, es derrotada por los chicos que ya no le temen.

Por la magia del relato, las correrías concluyen con Guille, Roberto y compañía convertidos en personas adultas. En esta cálida noche sanjuanina, ellos vuelven a encontrar en el eterno mensaje de la Abuela, esa inocente mirada infantil que nunca debieron haber perdido. La abuela sigue dándoles coraje, feliz de verlos grandes: “¡Adelante mis niños… que al calor del sol, la vida es una fiesta” es su mensaje final.

En la parte final de la fiesta actuó Jorge Rojas, que desarrolló un recital que estuvo a la altura de los grandes espectáculos musicales que se dieron en las cinco noches de la fiesta.

 

Loading Facebook Comments ...
Shares