Qué opinan los viñateros del acuerdo con Mendoza para la diversificación

26 de marzo 2018

La Federación de Viñateros de San Juan manifiestan que lo más importante del texto es haber incluido el artículo propuesto por las dos entidades viñateras sobre la necesidad de incorporar “el estudio y desarrollo de acciones para lograr una cadena de valor más equilibrada”.

Sobre el Acuerdo Interprovincial para la Diversificación Vitivinícola, la Asociación de Viñateros Independientes de San Juan (AVI) y la Federación de Viñateros de San Juan manifiestan que lo más importante del texto es haber incluido el artículo propuesto por las dos entidades viñateras sobre la necesidad de incorporar “el estudio y desarrollo de acciones para lograr una cadena de valor más equilibrada” (punto Tercero del Acuerdo).

De aplicarse correctamente permitirá conocer cuál es el precio rentable para la uva del viñatero y mecanismos para lograr su cumplimiento.

Asimismo, opinaron que es importante el apoyo a la diversificación para “producción de pasas, uva en fresco, mosto o jugo de uva concentrado, jugo de uva sulfitado, jugo de uva para consumo en fresco, producción de vinagre, uso como base de otras bebidas, alcohol vínico, vinos de baja graduación, etc.” (punto Segundo del Acuerdo).

Si bien se considera en el Acuerdo alguna restricción con respecto a la importación de vinos, no se contempló nuestra propuesta que expresaba que “se propiciará que las empresas importadoras no reciban el reintegro por exportación, ni los beneficios impositivos para el champagne, así como el incremento de los Ingresos Brutos de las provincias signatarias, en un monto que las mismas acuerden. Lo mismo ocurrirá con cualquier beneficio crediticio a tasa promocionada que otorguen las provincias para el sector”.

Para la Federación, el acuerdo tampoco contempló las siguientes sugerencias realizadas por las entidades:

-Aplicadas las medidas de diversificación propuestas, y considerando necesario mantener el stock vínico en tres meses de despacho de consumo nacional, para lograr el equilibrio en la oferta, se ajustará la fecha de liberación de vinos al consumo anualmente, en función de los resultados de la cosecha, la comercialización para el año y el stock técnico previsto.

-Mientras permanezca el atraso cambiario, las provincias signatarias se comprometen a gestionar ante los organismos nacionales que correspondan, un incremento en los reintegros de exportación para equilibrar dicho atraso y permitir recuperar mercados perdidos e incrementar las exportaciones de productos vitivinícolas.

-Las provincias signatarias se comprometen a realizar gestiones para evitar que terceros países apliquen medidas paraarancelarias, para impedir un justo comercio internacional, como ocurre con la bromuración de uvas de mesas exigidas por Brasil.

 

Loading Facebook Comments ...
Shares