Las Instrumentadoras del Rawson en pie de guerra con la nueva administración

24 de agosto 2017

Aseguran que las nuevas autoridades del Centro de Instrumentación Quirúrgica del nosocomio cierran armarios y no les permiten trabajar cómodas. Además dicen que hay persecución laboral y las acusan de ladronas. Prometen tomar medidas de fuerza.

El clima en el Centro de Instrumentación Quirúrgica del Hospital Rawson está tenso y las instrumentadoras dicen que «ya no se puede trabajar en paz».

Se trata de la dependencia del Rawson que coordina todas las cirugías del nosocomio y donde las trabajadoras están en contra del nuevo equipo de coordinación que se nombró.

Todo comenzó, según ellas manifestaron en varias notas presentadas al Ministerio de Salud Pública, «con el cambio de gestión». Es que luego de que se fuera el anterior ministro de Salud, las cosas cambiaron y las dos coordinadoras que estaban, Paola Guzmán y Patricia Quevedo, fueron removidas para colocar a una profesional que sería familiar del ministro actual, Castor Sánchez.

Es por eso que, tras presentar varias notas, que según aseguran, «fueron cajoneadas», comenzaron a realizar asambleas y prometen tomar medidas de fuerza.

Diario Las Comunas habló con una de las instrumentadoras que prefirió mantener el anonimato, pero relató todo lo que viene sucediendo desde el cambio de gestión.

«Nos tratan de ladronas y nos cierran los armarios donde guardamos los insumos, entonces pasan cosas como que el otro día que  había una cirugía de urgencia y no teníamos para suturar. Una de las chicas tuvo que hacerle palanca a los armarios y , obviamente, después tuvo problemas», explicó la profesional.

El reclamo de las 60 personas que firmaron las notas dirigidas al Ministro y a la directora del nosocomio, Beatriz Salanitro, es María Teresa Monti, la nueva encargada del Centro de Instrumentación y las decisiones que ésta tomó junto a su nuevo equipo de trabajo.

«Hay malos tratos, desorganización, persecución laboral», denunciaron las trabajadoras.

Así las cosas, representadas por el abogado de ASPROSA, Carlos Otto, las profesionales comenzaron a realizar asambleas e intentaron, sin éxito, varias reuniones con el ministro de Salud.

En las notas presentadas, ambas el 31 de julio de este año, las instrumentadoras denuncian los malos tratos y piden que reivindiquen a Paola Guzmán y Patricia Quevedo, las anteriores coordinadoras del Centro y a las que ahora Monti acusaría de «ladronas».

Desde el Ministerio de Salud no han tenido respuestas y ahora dicen que si no se toman medidas, comenzarán a hacer paros.

El Centro de Instrumentación Quirúrgica del Hospital Rawson es un área muy importante dentro del nosocomio, básicamente porque por ahí pasan todas las cirugías que se realizan en el lugar. Son diez quirófanos que ocupan casi dos cuadras de largo, en la parte nueva del hospital.

Ese Centro coordina las operaciones, los insumos y toda la logística. Ahora, según las instrumentadoras que ahí trabajan, es «un caos y hay mal ambiente de trabajo».
El abogado de ASPROSA comenzó a representarlas y planean empezar a tomar medidas de fuerza para la semana que viene. Piden ser recibidas por el ministro Castor Sánchez pero, hasta el momento, no han tenido una respuesta del Ministerio.

 

Loading Facebook Comments ...
Shares