Un parque en el desierto: plantaron 3.000 árboles en la Difunta Correa

10 de junio 2016

Son aguaribay, algarrobos, acacias y cina-cinas que se colocaron en un predio de 6 héctareas donde estará ubicado el camping. En los próximos días plantarán 300 especies más.

En un parque en el medio del desierto se convertirán 6 hectáreas de la Difunta Correa. Es que según informó Daniel Rojas, a cargo de la administración, se han plantado 3.000 árboles en este espacio y prontamente se plantarán 300 ejemplares más. Entre las especies que se han plantado hay aguaribays, acacias, cina-cinas y variedades de algarrobo. Todas las especies han respondido muy bien al clima desértico que predomina en Bermejo.

«Hemos logrado convertir al desierto en un parque gracias a estos árboles. Elegimos las especies con el asesoramiento del secretario de Medio Ambiente, Raúl Tello. Estos conocimientos fueron determinantes», añadió Rojas. El trabajo de plantación estuvo a cargo de personal del paraje y contó también con la ayuda de personal de Medio Ambiente.

Plantar los 3.000 árboles demandó un año de trabajo y esa intensa labor rindió sus frutos ya que todas las especies rindieron bien y casi no tuvieron pérdidas. Para evitar desperdiciar agua, todos los árboles serán regados por riego por goteo. Esa fue una de las condiciones para armar el parque.

El predio donde se plantaron los árboles es donde funcionará el camping de la Difunta, que próximamente se inaugurará. Este camping tendrá una pileta de 10 metros por 25.

El proyecto de remodelación del predio incluye también la mejora de los puestos de venta de regionales y souvenirs y la mejora de la iluminación en todo el lugar. «Recibimos 2.000.000 de visitas al año, el santuario debe estar en condiciones para que los visitantes se sientan cómodos», concluyó Rojas.

Loading Facebook Comments ...
Shares