A sala llena, la música clásica tuvo su noche excepcional

29 de mayo 2016

La majestuosidad del piano de Bruno Gelber, el arte de la mano de los Coros Polifónico Nacional y Nacional de Niños y el profesionalismo de la Orquesta Sinfónica Nacional crearon una conjunción perfecta en el Auditorio Juan Victoria.

Con el apoyo del Ministerio de Turismo y Cultura, el público sanjuanino se deleitó con un concierto de primer nivel en la semana de mayo.

El escenario del Auditorio Juan Victoria quedó invadido por más de 100 coristas y por una de las agrupaciones musicales más relevantes del país. Como invitado de lujo, el destacado pianista internacional, Bruno Gelber. De esta manera, anoche se llevó a cabo el Concierto de la Orquesta Nacional, que contó con la participación del Coro Polifónico Nacional y el Coro Nacional de Niños.

A sala llena, los amantes de la música clásica disfrutaron de una noche excepcional a través de un espectáculo impecable.

Bajo la dirección de Christian Baldini, la velada arrancó con la primera parte de Alberto Ginastera: Suite de danzas del ballet “Estancia”, Op. 8. Luego la interpretación de Canto Elegíaco en Mi mayor, Op. 118 de la autoría de Ludwig van Beethoven. Y para el cierre, también de Alberto Ginastera: Salmo 150, Op. 5.

La segunda parte comenzó con la obra de Johannes Brahms: Concierto para piano y orquesta No. 1 en Re menor, Op. 15 con Bruno Gelber en piano.

En cada pausa, los asistentes ovacionaron la calidad interpretativa de las tres organizaciones nacionales y, por su puesto, del gran maestro Gelber.

 

 

Loading Facebook Comments ...
Shares