Por la situación económica, podrás pedir que bajen la cuota de tu casa

22 de abril 2019

Quienes se presenten deben acreditar que su cuota supera el 20% de los ingresos familiares o que el grupo familiar tiene ingresos por debajo de dos salarios mínimos, vitales y móviles, es decir, 25 mil pesos.

Atento a la difícil realidad económica que se vive a
nivel nacional, el Gobierno de San Juan contemplará las posibilidades de cada
uno de los adjudicatarios.

A partir de la semana próxima, los adjudicatarios de los barrios notificados recibirán la resolución indicando la posibilidad de exponer su situación y solicitar la reducción de sus cuotas. Desde el momento de recepción de la resolución, tendrán 60 días corridos para tramitar el acceso a una cuota más baja, siempre que se cumpla con los requisitos. Es importante destacar que la nueva ley del IPV busca atender la situación familiar y personal de cada adjudicatario.

Tras ese período, el instituto contará con un plazo de
30 días para analizar cada caso y resolverlo. De esta manera, todos los
adjudicatarios estarán pagando su primera cuota a mediados de agosto.

La medida que toma el Instituto consiste en extender
el plazo de pago de manera que las cuotas tengan costos adaptados a cada
situación.

Con esta medida, el IPV aplica uno de los mecanismos
de la propia ley que establece que si la inflación supera el incremento de los
salarios, el ente estatal está en condiciones de fijar un límite en el monto de
las cuotas hasta que la situación regrese a la normalidad. Con su aplicación,
el valor de las boletas no aumentará durante el 2019.

Por último, para llevar tranquilidad a los vecinos y
con miras a despejar inquietudes, el IPV está realizando charlas informativas
en los barrios notificados.

La ley

En septiembre de 2018, la Cámara de Diputados de la
Provincia aprobó la Ley que modificaba la antigua normativa 196-A de regulación
del Instituto Provincial de la Vivienda. Es importante destacar que esta medida
tiene contemplaciones para que las cuotas sean accesibles para todos los
adjudicatarios.

Cómo tramitar mi situación particular

Si la familia no puede pagar el monto de su cuota,
tiene que acercarse a Mesa de Entrada del IPV (Centro Cívico, Piso 5, Núcleo 3)
en un plazo de 60 días a partir de la notificación, dar cuenta de su situación
y el instituto visitará su vivienda, atenderá su caso y tomará la decisión correspondiente.

Loading Facebook Comments ...
Shares